shutterstock_485504767

Entrevista con Hans Rueffert – Segunda Parte

by Ayleen López on November 28, 2016

Le presentamos la entrevista con Hans Rueffert – segunda parte.

El cáncer gástrico en estado 3 del chef Hans Rueffert le llevó a perder todo su estómago y a cambiar la forma en que come para siempre, una ironía que no se puede perder un chef. Dado que Hans no tiene estómago, su comida es literalmente “rastreada rápidamente” a través de su sistema y por lo tanto sabe de primera mano lo que le hace sentir bien o mal. Es por eso que añade probióticos a su dieta.

“Tuve una gastrectomía parcial y luego una gastrectomía completa. Todas las cirugías, incluso cirugías gástricas sin importancia afectan la flora intestinal por lo que se deben reconstruir las bacterias intestinales para obtener los beneficios de los alimentos.”

“Los probióticos se encuentran en los alimentos fermentados como el yogur, el kéfir y también se puede encontrar en la crema agria cultivada y el queso crema. Su contenido indicará en la etiqueta ‘contiene culturas probióticas vivas y activas’ y serán refrigeradas. Tengo tres niños, hay una brecha de once años entre el primero y el último, los alimentos para bebés cambiaron, con algunos incluyendo probióticos. Hay una diferencia en el pañal cuando se agrega un alimento probiótico a la dieta desde el nacimiento, no sólo en lo que se expulsa sino también en la salud en general.”

“Así que muchas cosas ahora dicen ‘contiene yogur, contiene yogur griego’ y son productos duraderos para almacenarse. Mientras que no están mintiendo, el yogur griego fue agregado antes de que fuera procesado y luego fue traído a una temperatura para hacerlo duradero, matando las buenas bacterias. La gente debe entender que al llevar los alimentos por encima de cierta temperatura están matando las buenas bacterias.”

yogurt probiotic - cook for your life

CONSEJO: Trabaje a su manera con alimentos fermentados pues pueden ser difíciles en su sistema si usted no está acostumbrado a comerlos. Cuando comenzó a comer alimentos procesados probablemente tuvo problemas con la tolerancia, agotamiento y problemas en la piel que usted ha olvidado. Una vez usted come los alimentos durante mucho tiempo, pueblan su cuerpo con bacterias que saben cómo romper los alimentos y estas bacterias también pueden influir en sus antojos. Cuando anhelo comida de pescado periódicamente de un simple quiosco de pescado que sé que me enfermarán actuo como un adicto. Sucede una vez al año y no soy de tener esta debilidad, pero estas bacterias están deseando la mala comida. Liberan sustancias químicas que activan los receptores del cerebro pidiendo eso que estamos anhelando.

Una cosa que he aprendido de otras culturas, como la cultura persa, es que incluso si comen comida cocida siempre comen un componente fresco vivo con cada comida. Cuando se pregunta por qué están haciendo esto, dicen que es para ayudar a la digestión. Por ejemplo, añaden queso fermentado a las comidas. No están pensando en las bacterias, pero las están ingiriendo ya que tienen una conexión probiótica. La comida india es similar. Usted no tiene que comer cien por ciento alimentos crudos, sólo asegúrese de que está ingiriendo algunas de esas buenas bacterias siempre que pueda. Con un nombre como Hans, mi comida probiótica favorita tiene que ser sauerkraut (la famosa comida alemana sauerkraut, también conocida como chucrut, es básicamente col fermentado). Usted puede comprar chucrut seco en una lata, pero esto no está lleno de los beneficios que el chucrut fresco y refrigerado tiene. Lo mismo ocurre con Kimchi (famoso plato Coreano, es básicamente col fermentada picante). Si todavía no está incorporando probióticos en su dieta, inténtelo.

Lea más sobre nuestra entrevista con Hans Rueffert aquí.

Más Artículos Como Éste

Your Cart

The cart is empty

become a sponsor today! donate now