Servings: 6-8 Prep time: 30minutos

Caldereta de Pescado

¡Esta Caldereta de Pescado o estofado de mar es muy rápido y fácil de preparar y es bellísimo! El nombre francés de esta receta es Matelote de Poissons. Naranja dorado oscuro con rosados camarones y mejillones negros. Pida a su pescadero que corte el pescado en cubos por usted y podrá tenerlo en la mesa en alrededor de 30 minutos a pesar de que sabrá como si lo hubiera preparado por horas. Una vez la base del estofado esté lista, añada cualquier pescado blanco firme y los mariscos. El truco es añadir el pescado en orden, primero el más firme y por último el más delicado, de manera de que los trozos mantengan su forma. El rape, la langosta del hombre pobre, es una selección ideal para comenzar. Este marisco va al final. No toma nada de tiempo cocinarlo. Sea cuidadoso cuando mezcle el estofado una vez esté cocido – no querrá romper las piezas demasiado. Los mejillones tienen que batirse mientras se cocinan. Por esta razón, me gusta cocinarlos en una olla aparte del estofado hasta que estén listos.

1. Disuelva el azafrán en agua caliente. Coloque a un lado.

2. Caliente 1 cucharada de aceite de oliva en una olla grande, a fuego medio-alto. Saltee la mitad del ajo hasta que comience a dorarse. Añada la cebolla y saltee hasta que se suavice y tome un color dorado. Añada ½ taza de vino blanco para desglasar la olla. Cuando el vino parezca jarabe, añada los tomates y cocínelos hasta que comiencen a tornarse color naranja. Añada el azafrán. Cocine por 1 minuto.

3. Añada las papas, más suficiente agua para cubrirlas. Lleve a hervir. Baje la temperatura a media-baja, cubra y cocine a fuego lento hasta que las papas estén suaves, alrededor de 20 minutos. Pruebe la sal. Añada los trozos de rabe. Cocine por alrededor de 3-5 minutos.

4. Añada las vieiras y bacalao al estofado. Cocine por 1 minuto, luego añada los camarones. Cocine hasta que los camarones se tornen color rosa, alrededor de 1 minutos.

5. Entretanto, cocine los mejillones: Drene los mejillones limpios. En una olla grande aparte, caliente 1 cucharada de aceite de oliva a fuego medio-alto. Añada el ajo reservado y cocine hasta que comience a dorarse, alrededor de 2 minutos. Añada el vino blanco restante y cocine hasta que parezca un jarabe. Tan pronto añada los camarones al estofado, añada los mejillones limpios a la olla de mejillones, con una buena pizca de sal y el perejil cortado. Cierre la tapa y cocine a fuego alto, batiendo la olla hasta que todos los mejillones estén abiertos, alrededor de 3 minutos.

6. Para terminar el estofado: Vierta el licor de los mejillones dentro del estofado y remueva cuidadosamente. Ordene los mejillones sobre el estofado, descartando aquellos que estén firmemente cerrados. Sirva inmediatamente con una baguette crujiente y una ensalada verde simple.

ann-tip

Consejos de Ann

Los mejillones son seres vivientes y necesitan mantenerse así hasta que se cocinen. Comer uno malo puede causar muchas molestias. Si usted no acostumbra manipularlos, he aquí cómo evitar problemas:
Cuando usted lleve los mejillones a casa del mercado, revisalos. Descarte cualquiera que esté roto. Coloque el resto de inmediato en un recipiente con agua fría con sal y déjelos reposar en el refrigerador por alrededor de una hora. Esto les motivará a descartar cualquier suciedad o arena. Algunos cocineros añaden una cucharada de harina al agua también, para alimentarlos. Cuando esté listo para cocinarlos, drenarlos.
La mayoría de los mejillones se venden limpios, pero es bueno revisarlos. Si tienen fibras marrones o “barba” en los bordes de sus conchas, retírese con un cuchillo afilado. Golpee cualquier mejillón abierto fuertemente con su cuchillo. Descarte cualquiera que se mantenga abierto. Golpearlos les hace pensar que usted es una gaviota hambrienta y debe hacer que los que estén vivos se cierren. Coloque los mejillones limpios en un nuevo recipiente con agua con sal. Drene cuando esté listo para cocinarlos.
Descarte cualquiera que se mantenga cerrado después de cocinar. Esto significa que no esten vivos y no deben comerse. No afectarán la comestibilidad del resto de los mejillones en la olla.

Your Cart

The cart is empty

become a sponsor today! donate now