Las ensaladas generalmente son opacadas por pavo y puré de papas durante las fiestas, pero no hay razón de no alabar los verdes de hojas y vegetales durante el invierno. Un pensamiento liberador en el frente de ensaladas: No tienen por qué ser frías. Las ensaladas calientes son una gran manera de añadir vitaminas, nutrientes y color a su mesa, y ofrecen mucho espacio para experimentar, usando lo que tenga en la despensa.

Los aderezos no tienen que ser pesados – un rocío de su vinagre o jugo de limón, con algo de aceite de oliva y sal marina, generalmente son suficiente. Los vegetales calientes absorben todo su sabor. Hemos hecho algunas sugerencias, pero experimente con nuevos sabores. Intente rociar nueces o aceite de nueces sobre vegetales al vapor o rostizados para más sabor, que es tanto sutil como fuerte. Añade proteínas a sus ensaladas aderezo ándolas con nueces tostadas, como semillas de girasol y almendras o con nueces y castañas, si usted prueba dichos aceites. Las ensaladas calientes también son versátiles. Pueden ser un plato principal delicioso, o un contorno sabroso y saludable para pollo o pescado a la parrilla. También pueden ser geniales acompañantes para el arroz integral, quinoa e incluso pasta integral.

 

Algunas ideas ricas en anti-oxidantes para comenzar:

Comments

{{ reviewsOverall }} / 5 Users (0 votes)
RECIPE RATING0
What people say... Leave your comment
Order by:

Be the first to leave a review.

Verified
{{{ review.rating_title }}}
{{{review.rating_comment | nl2br}}}

Show more
{{ pageNumber+1 }}
Leave your comment

Your browser does not support images upload. Please choose a modern one