Las sopas son reconfortantes y deliciosas en el invierno, pero al llegar la primavera y los días cálidos, empezamos a soñar con deliciosas sopas frías que nos refresquen y nos alimenten bien. Ann está preparando sopas típicas de primavera, basadas en verduras, arvejas (guisantes) y espárragos, además de una exquisita sopa de trigo y pepino. Ann también nos enseñará cómo aprovechar las partes que recortamos de los espárragos para hacer un caldo sencillo y sabroso que va de maravilla en sopas de espárragos o en risottos. ¡Mire bien y aprenda!

Sopa de arvejas (guisantes, chícharos) y menta

Esta sopa fría de arvejas con menta es fácil y rápida de preparar y es realmente deliciosa. Además tiene un aspecto bellísimo. Si no consigue arvejas frescas, puede utilizar arvejas congeladas. Solo asegúrese de que no lleven azúcar agregada. Haga clic aquí para imprimir la receta. ¡Mire bien y aprenda!

Sopa de trigo con pepinos y yogur

La sopa de trigo, pepinos y yogur hizo que cambiara completamente de opinión sobre las sopas frías. Es ligera y cremosa, y combinada con la textura del trigo, es verdaderamente irresistible. ¿Y qué me dicen del toque de sabor del limón y de la menta? Haga clic aquí para imprimir la receta. Deliciosa.

Sopa de espárragos con hierbas de primavera

La sopa de espárragos con hierbas de primavera es una atractiva sopa de color verde claro, que es perfecta cuando aparecen los primeros espárragos en la primavera. Es facilísima de hacer y realmente deliciosa. Haga clic aquí para imprimir la receta. ¡Mire bien y aprenda!

Caldo de recortes de espárragos

El caldo de recortes de espárragos es simplemente eso, un caldo hecho con las partes fibrosas del espárrago que generalmente desechamos. Va fabulosamente bien en risottos y sopas de espárragos, así como en cualquier otro plato donde se luzcan los espárragos. La próxima vez que haga espárragos al vapor, no deseche nada. Prepare esta sopa con los tallos fibrosos y haga que su próximo plato con espárragos quede absolutamente delicioso. ¡Que lo disfruten!