Porciones: 1 taza
Tiempo de preparación: 15

Esta sabrosa salsa trae un par de clásicos nutritivos: El miso rojo japonés y la mantequilla de maní americana. Es increíble lo bien que van juntos. Esta dulcemente compleja salsa es deliciosa para comer con pescado grasoso como el salmón, o con verdes de hoja oscuros. También le da un toque perfecto a los vegetales de raíz al vapor u horneados. Pruébela con nabos o papas.

Preparación

  1. En un recipiente pequeño, mezcle todos los ingredientes hasta que estén uniformes. Añada más agua si prefiere una salsa más ligera. Una salsa más ligera es más fácil de servir con una cuchara sobre ensaladas. Es importante añadir el agua lentamente. Para aligerar la salsa, añada un poco de agua fría, 1 cucharadita a la vez, hasta que la salsa esté como le gusta.

Ingredientes:

  • ¼ taza de miso rojo
  • 2 cucharadas de miel
  • ¼ de taza de mantequilla de cacahuate suave sin sal, sin azúcar
  • 1 cucharadita de jengibre recién rallado
  • 1 cucharadita de ralladura de mandarina
  • 2 cucharadas de jugo de mandarina recién exprimido
  • 2 cucharadas de vinagre de arroz

Información Nutricional

Calorías

672 cals

Grasa

37 g

Grasa Saturada

7 g

Grasa Poliinsaturada

10 g

Grasa Monosaturada

18 g

Carbohydrates

71 g

Azucar

49 g

Fiber

7 g

Protein

23 g

Sodium

2577 mg

*per serving


Consejos de Ann

El miso es pasta de soya fermentada. Viene en distintos colores, blanco (que generalmente es amarillo), rojo y marrón. Como regla, mientras más oscuro el miso, más fuerte el sabor. Usted puede comprar miso en la mayoría de las tiendas de alimentos saludables y en mercados asiáticos. Una vez abierto, se mantendrá indefinidamente en el refrigerador, pero se endurecerá con el tiempo.

 


Comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here