Roasted Garlic Soup
Porciones: 4
Tiempo de preparación: 20

El ajo es el hijo predilecto de la gran familia anticancerígena de los allium. Normalmente, toma el asiento trasero en sopas y estofados, pero aquí, es el protagonista de esta deliciosa sopa. Si usted le teme al ajo, no lo haga. La manera en que se cocina aquí le hace suave y dulcemente delicioso y le deja disfrutar de todos los beneficios que este pequeño y oloroso vegetal puede darle, sin empalagar. Aprenda como cortar los ajos oprima aquí.

Preparación

  1. Precaliente el horno a 350°. Coloque el ajo en una bandeja para hornear de cerámica, rocíe con aceite de oliva y sal. Cubra con papel de aluminio y hornee por 40 minutos hasta que esté suave. Exprima el ajo sobre un bol.
  2. En una olla grande, caliente 1 cucharada de aceite de oliva. Añada la cebolla y cocine por 5 minutos a fuego medio-bajo o hasta que esté traslúcida. Añada el ajo rostizado, ajo fresco, salvia, tomillo y una buena pizca de sal. Cocine por otros 3 minutos.
  3. Añada el agua o caldo y la pieza de concha de parmesano. Lleve a hervir, luego cocine a fuego lento por 20 minutos. Triture con un licuador de inmersión. Añada el queso parmesano rallado, luego pruebe la sazón.
  4. Antes de servir, coloque trozos de pan en el fondo de 4 platos de sopa. Sirva la sopa sobre el pan, luego muela un poco de pimienta sobre ella. Sirva inmediatamente con un poco más de queso.

Consejos de Ann

Deje que el ajo cortado crudo descanse por 10 minutos antes de añadirlo a la cebolla. Esto permitirá un mejor acceso a sus nutrientes.

 


Comments

{{ reviewsOverall }} / 5 Users (0 votes)
RECIPE RATING0
What people say... Leave your comment
Order by:

Be the first to leave a review.

Verified
{{{ review.rating_title }}}
{{{review.rating_comment | nl2br}}}

Show more
{{ pageNumber+1 }}
Leave your comment

Your browser does not support images upload. Please choose a modern one