• Tel: (212) 799-3894
  • Email: info@cfyl.org

Miso

Por Mila Loza • febrero 14, 2018

Miso Su Nueva Arma Secreta

Por Ann Ogden

El Miso es una pasta salada que se origina en Japón. Está hecha de soja fermentada y añejada con diversas cantidades de arroz, cebada o alforfón entre otros granos. El miso puede ser usado para salsas, untables y marinados, pero es utilizado comúnmente en sopas y guisos, cuando es agregado al dashi, un guiso hecho con kombu, para aquella sopa famosa de miso. Los tres tipos más comunes son el shiromiso (miso blanco), akamiso (miso rojo) y el awasemiso (una mezcla de miso rojo y blanco). La cocina macrobiótica tiene a usar miso aka(rojo) mientras que el miso shiro (blanco) es lo que usted encontrará en la mayoría de las sopas miso de los restaurantes.

A pesar de la controversia acerca de la soja y el cáncer de mama, estudios recientes han encontrado que productos de soja no le harán daño a sobrevivientes del cáncer de mama e incluso pueden ayudar a disminuir el nivel PSA en hombres con riesgo de cáncer de próstata. Dicho esto, el mismo es un alimento fermentado y para pacientes de cáncer bajo una dieta neutropénica, el miso y todos sus derivados es mejor evitarlos. Pero para aquellos que pueden comerlo, el miso es una importante adición a dietas basadas en vegetales. El miso es un alimento probiótico y alto en proteínas, fibra, vitamina K, cobre y manganeso. Aunque hay muchos beneficios asociados al miso, es también muy alto en sodio y debe ser consumido con moderación.

Consejos de Ann

¡Nos encanta el miso! Como una regla, mientras más oscuro el color del miso, más intenso el sabor, y fue envejecido por más tiempo. El gusto del miso puede variar de muy ligero y casi dulce (miso blanco) al punzante, color marrón oscuro miso hatcho. Para aquellos que no están familiarizados con la pasta de miso, les recomendamos comenzar con el dulce, miso blanco. Su sabor es muy dócil y se sorprenderá de cuantas recetas pueden llevar miso para darles un toque salado-dulce. Usted debería poder conseguir miso en cualquier tienda asiática especializada, o en la sección macrobiótica de su tienda saludable, o también en el supermercado cerca del tofu. El miso viene en tubos relativamente largos, pero no se angustie ya que el miso viene ya fermentado, por lo tanto no expira. Sólo asegúrese de mantenerlo refrigerado y sellado para que no se seque.

Consejos de Receta

Mariko Makino, nuestro desarrollador de recetas, proviene de Japón y ha introducido muchas recetas sanas, a base de plantas, utilizando la pasta miso. Para principiantes, pruebe realizando nuestra Sopa Miso mezclando un poco de pasta miso en el dashi, un caldo hecho con kombu. También pruebe hacer nuestra Salsa de Limón Miso para vegetales buenos en la lucha contra el cáncer, como lo son el brócoli y la col china, o mezcle una cucharita de miso en nuestra vinagreta básica para agregarle proteínas extras a nuestra ensalada. Unte miso en Sándwich de Tofu y Miso, o haga una cena saludable con nuestro Pescado Picante Miso “En Papillote”. Para una botana rápida, rica en proteínas, unte nuestra Mantequilla de Maní con Miel Miso en una rebanada de pan integral o trozos de manzanas. Una advertencia: si usted está agregando miso a una sopa, hágalo al final y sólo dele un poco de calor. Hervir el miso destruirá sus enzimas probióticas.

Más Artículos Como Éste

Your Cart

The cart is empty

become a sponsor today! donate now